Transporte de viajeros

 

But01-70
 
 

Estaciones

En las estaciones de viajeros, la propia afluencia de público da lugar a frecuentes problemas de malos olores, sobre todo en las estaciones de metro y algunas de trenes.
Las estaciones de metro, además de dichos problemas y por el hecho de estar soterradas a menudo sufren problemas adicionales como filtraciones de aguas residuales o incluso personas Sin Techo que las utilizan como vivienda.
Hemos desarrollado soluciones específicas para estas problemáticas que las solucionan o minimizan tales como el tratamiento del aire a través del aire acondicionado o líquidos de fregado que eliminan los malos olores.

But01-70
 
 

Túneles de metro

En los túneles se generan problemas de olores, sobre todo en los soterrados, que afectan a las estaciones y viajeros. Estos problemas pueden ser de índole diversa pero principalmente nos encontramos con problemas de olor del alcantarillado que se filtran a los túneles y de estos a las estaciones o vagones. Estos problemas pueden tratarse en origen (como en el caso de una Fosa Séptica) o llevar la solución a las estaciones afectadas.

But01-70
 
 

Autocares

En los autocares de largo recorrido, el hecho de mantener a muchas personas juntas durante muchas horas, a menudo da lugar a la generación de malos olores. Dicha molestia no es evidente mientras los viajeros permanecen en el coche. Sin embargo, las personas que se incorporan al mismo en las diversas paradas si sufren dicha molestia en alto grado. Adicionalmente, muchos de los coches utilizados en estos recorridos incorporan su propio WC y cada vez que se utiliza, en particular a medida que pasan las horas, dan lugar a malos olores. Todos estos problemas se pueden resolver de forma sencilla colocando una carga de Polimero Limpiaolores en el circuito de aire acondicionado del vehículo. Así, se mantiene un buen ambiente durante al menos un mes.

But01-70
 
 

Trenes

En los vagones de trenes y metros se presentan los mismos problemas que en los autocares: hacinamiento humano y en algunos casos, problemas en los lavabos. La solución es la misma: colocar una carga de Polímero Limpiaolores en el circuito de aire acondicionado. En este caso y dada la particularidad de cada cliente, la carga se diseña para adaptarse a los ciclos de mantenimiento de los sistemas de climatización de los vagones. Dado que cada cliente tiene su propio ciclo, las cargas se diseñan a medida.